Muchísimas gracias, Ly

sábado, 28 de mayo de 2011

Lagunas de Ruidera.

Y es que cuando toca, toca.



Las abundantes lluvias han propiciado que ésta tierra ya no sea tan árida ni esponjosa. Ahora se puede disfrutar de la llegada del verano con unas vistas espectaculares. Dejemos que acabe el mismo para ver cómo está la cosa.
Mientras tanto....




En una superficie de 4000 hectáreas se reparten dieciséis lagunas que escalonadamente forman cascadas y torrentes que van desde los primeros manantiales que emanan en la laguna Blanca hasta llegar a las lagunas bajas y el Pantano de Peñarroya. En primavera, el exuberante colorido de una abundante y variada vegetación, recibe a un innumerable número de aves acuáticas. El agua alcanza en esta época su máximo caudal y fluye de una laguna a otra formando en algunos casos pequeñas cascadas.



Y ojo, agua clarita.







Y cómo no, el hundimiento.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada